Qué hacer en Querétaro con bebés

Durante nuestro viaje por Ciudad de México dedicamos unos días a visitar dos pequeñas poblaciones cercanas a la capital del país, hoy te contamos por qué Santiago de Querétaro es una buena opción para visitar con y sin niños.

Un poco de información de la ciudad

Santiago de Querétaro es la capital del estado de Querétaro con una población de más de un millón de habitantes, se encuentra en el centro de México a 207 kilómetros de la capital.

Con la caída de México-Tenochtitlán aparecen los movimientos migratorios. De la mano de Conin, un comerciante indígena, uno de esos movimientos se dirigió a la zona de Santiago de Querétaro y en 1531 se funda la ciudad.

¿Cómo llegar y dónde alojarse?

Llegamos por la tarde a la Central de Autobuses de Santiago de Querétaro desde la capital. Desde allí un conductor de Uber nos llevaría hasta el Hotel Hidalgo donde nos alojaríamos las siguientes noches. El hotel está ubicado a escasos metros del Jardín Zenea y la Plaza de la Constitución, y con su apertura en 1825 ha recibido a numerosas celebridades bélicas de tiempos de guerra.

Para nosotros el hotel fue perfecto: cerca de las zonas turísticas, de plazas y jardines donde poder jugar con los peques, en una calle comercial, con un buen restaurante y habitaciones amplias y limpias. Además el hotel es muy bonito, pues mantiene la estructura antigua y colonial, con un patio interior con una fuente, escaleras anchas para acceder al piso superior y amplias columnas permitiendo el paso de luz natural a la explanada. Este espacio nos resultó perfecto en los momentos en los que teníamos que andar preparando cosas, o los peques necesitaban salir “sin salir”, así jugaron en los pasillos como si estuvieran en casa.

Hotel Hidalgo, Querétaro
Hotel Hidalgo, Querétaro

Recorrer Querétaro

Aunque realmente la ciudad es mucho más que el centro, es fácil recorrer el casco histórico a pie. Algunos puntos de interés están más alejados pero no se tarda más de media hora de un lugar a otro.

Empezamos el día queriendo ver el Acueducto de Querétaro, una obra con 74 arcos y más de 1200 metros de distancia que atraviesa la ciudad. Para verlo nos dirigimos al Mirador de los Arcos, aunque posteriormente lo cruzamos por debajo cuando visitamos San Miguel de Allende. Desde el mirador, puedes apreciar bien el acueducto, como cada columna es diferente en tamaño, imaginar como el agua se trasvasaba de una colina a la otra.

Al lado del Mirador de los Arcos se encuentra el Panteón de los Queretanos Ilustres que, como su nombre indica, se encuentran los restos y las esculturas de muchos ilustres queretanos: desde grandes gobernadores y personalidades públicas hasta poetas, pintores y renombrados profesores; todos con una nota de referencia para que los que no conocemos el pueblo queretano no nos perdamos su historia.

Querétaro, México
Querétaro, México

A escasos metros también se encuentra el Templo y Convento de la Santa Cruz al que no entramos porque estaban en pleno servicio, pero nos encantaron sus vidrieras con motivos nocturnos y su escultura en la entrada. En ella se puede apreciar a dos indígenas convertidos al cristianismo agradecidos con el señor. La talla es muy bonita independientemente del simbolismo que tiene. Ante el templo está la Plaza de los Fundadores, una plaza muy amplia sin mucha sombra que estaría mucho mejor si de no ser porque allí duermen los mendigos de Querétaro. Los vimos, porque madrugamos, pero cuando el sol empieza a calentar de allí desaparecen, quedándose los puestos de flores y los cafés.

Querétaro, México
Querétaro, México

De regreso por la Calle de la Independencia (o la de Venustiano Carranza) es momento de disfrutar de la arquitectura: casitas bajas, coloridas y llenas de flores; después de venir de la gran ciudad se agradece “mirar de tu a tu” a las casas. Para nosotros fue uno de los momentos de fotografiarnos, puro selfie malo, pero es que cada casa era única y tan cuidada que no pudimos hacer otra cosa. Y por fin llegas a la Plaza de Armas, ajardinada y escoltada por cuatro imponentes edificios con restaurantes y tiendas en sus soportales. Hemos visto en un montón de sitios las famosas letras diciendo el nombre del lugar en el que estás. En Gran Canaria eran jardines verticales, en Panamá una explosión de color y aquí haciendo una oda a los productos por los que la zona es famosa: quesos y vino.

Si tomas la calle peatonal de la derecha, encontrarás tiendas de souvenir, restaurantes y por supuesto, más casitas preciosas hasta llegar al Jardín Zenea, otra plaza muy bonita donde poder sentarte a jugar. Si quieres entrar a algún templo, este es el que no puedes perderte, pues es precioso por dentro y llamativo por fuera; hablamos del Templo de San Francisco. Siguiendo por la Calle de la Corregidora, encontrarás el monumento a la Corregidora y de ahí otra calle peatonal hacia arriba con otras tantas tiendas y restaurantes. Aquí también se arremolinan los buses turísticos para recorrer la ciudad y hacer rutas por los pueblos aledaños, descubriendo así los Pueblos Mágicos.

Si por el contrario, tomas la Avenida de la Libertad en el lado izquierdo de la plaza, llegarás a Plaza de la Constitución, otro espacio amplio, con menos jardines, donde poder descansar después de una larga caminata. Al lado de la plaza se encuentra el Auditorio cuya fachada es digna de fotografiar. Tanto si sigues por la calle Jose María Pino Suárez como si regresas a Francisco I. Madero, la calle del hotel, podrás llegar al Templo de San José de Gracia cuyo lateral no luce al estar en una calle estrecha pero que contiene el Museo de Arte Sacro de Querétaro. Frente a él se encuentra la Fuente de Neptuno, anteponiéndose a la Parroquia del Sagrado Corazón de Jesús, también imponente, y finalizando la manzana encontrarás otro jardín donde jugar, en este caso, Jardín Guerrero.

Fuente de Neptuno, Querétaro
Fuente de Neptuno, Querétaro

Callejeando aún más encontrarás pequeños museos y boutiques donde pasar las horas, todo a una distancia razonable. Si te gustan las iglesias aún tienes muchas que recorrer por las calles de la ciudad, así que no dudes en recorrerla.

Nosotros tan sólo recorrimos el centro de Querétaro, obviamos el acuario, el Cerrito o la plaza de toros ya que después de los días pateando Ciudad de México los peques pedían a gritos parques y nosotros encantados de dárselo.

Comer en Santiago de Querétaro

Durante nuestra estancia en el país mexicano nos enamoramos de su gastronomía, y es que hay mucho más que tacos, aunque todo se coma con tortilla. La ciudad es un punto muy turístico, y mucho más el casco histórico, pero comparativamente México es un país bastante asequible donde se puede comer bien sin gastar demasiados pesos. Sin embargo, si sentimos la falta de cafeterías donde desayunar, ya que el hotel no incluía el desayuno.

  • Restaurante La Llave, en el patio interior del hotel. Tanto la comida como la atención fue exquisita. También desayunamos frutas, panes y dulces todo muy completo.
  • Restuarante 1810, este emblemático restaurante se encuentra en la Plaza de Armas, el mejor en el que comimos en la ciudad sin duda. Si está lleno no hay problema pues alrededor de la plaza hay muchos otros restaurantes.
  • La Fábrica de Chocolate, otro lugar para desayunar o merendar si te gusta el chocolate y los churros.
Restaurante 1810, Querétaro
Restaurante 1810, Querétaro

¿Se puede viajar con bebés?

Para entonces, nuestros peques tenían 9 meses, era crucial tener espacios abiertos donde poder gatear a sus anchas y eso es algo que encontramos con mucha facilidad en esta ciudad que además está limpia. Las calles son estrechas pero se puede circular con facilidad en la gran mayoría de ellas con un carrito de bebé, incluso si es doble. La cultura latina, y por supuesto la méxicana, es muy amable con los más pequeños y en ningún sitio pusieron objeción ni a sus ruidos, ni a sus movimientos, ni al carro de paseo doble, etc. Ya lo dijo Robin, México es un lugar para ir con la familia.

Como siempre, un blog sobrevive gracias a los que lo leen, lo comentan, lo comparten, lo disfrutan…

 

 

 

Anuncios

6 comentarios sobre “Qué hacer en Querétaro con bebés

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s