Recorramos Estados Unidos para ver a la familia

Os presentamos Loving road life, una familia venezolana (aunque papá es brasileño) afincada en Florida que en febrero de 2018 compraron un trailer Airstream del 87 para viajar por Estados Unidos. Sus hijos, de 9, 6 y 3 años no pensaron en un viaje ni tan largo ni tan intenso como el que les está ofreciendo este trailer remodelado a su gusto. Les hemos hecho unas cuantas preguntas en nuestro afán por conocer a familias que viajan no sólo en fin de semana o vacaciones y aquí están sus respuestas. Puedes seguirles a través de Instagram o Facebook.

¿Cuál es/era el plan de este viaje y cómo es su ruta?

Comenzamos con la idea de irnos solo por dos meses. Pero sabíamos que queríamos llegar a Canada durante el verano, para visitar a unos primos que viven en Calgary. En el camino nos dimos cuenta que para poder disfrutar más y sin estresarnos o apurarnos, íbamos a tener que ir un poco mas despacio… Así que ya tenemos casi 4 meses conociendo los lugares más hermosos de Estados Unidos, y pretendemos llegar a casa (en Florida) antes de Navidad para compartir con la familia. 

Tenemos una GMC Yukon con la que remolcamos el trailer, usualmente uno o dos días antes de llegar a una parada reservamos un puesto en algún parque de RVs o en algún parque Nacional. Al llegar soltamos el trailer y así disponemos de la camioneta para trasladarnos a atracciones o lugares que queramos visitar durante el día. Mi esposo es excelente planeando las rutas. Siempre vamos con una ruta en mente pero dispuestos a cambiarla si algo nos llama la atención a ultimo momento...

Loving Road Life
Loving Road Life

¿Quién o quienes han sido el mayor apoyo para realizar este viaje?

Aunque hemos recibido mucho apoyo de nuestros padres y familiares creo que lo más importante ha sido la relación de equipo que mantenemos mi esposo y yo. Nos apoyamos mutuamente y somos bastante eficientes resolviendo cualquier obstáculo o problema que encontremos en el camino. Estamos muy agradecidos con mis padres por permitirnos estacionar el trailer en su jardín y guardar un montón de muebles y “basura” en su garaje durante la remodelación. También por siempre ofrecernos una casa a donde llegar. Agradecemos también a los padres y familia de mi esposo por estar siempre pendientes de nosotros ya sea a lo lejos

¿Cuál ha sido hasta ahora el mayor reto o dificultad y cómo la superasteis?

Hhmmm.. Creo que el mayor reto ha sido cuando se dañó el refrigerador y teníamos un montón de comida adentro… Yo me puse a cocinar lo que sabía que se podía malograr más rápido y mi esposo se estudió varios foros en internet que hablan de como arreglar todo lo que tiene que ver con RVs. Intentó varias recomendaciones hasta que por fin logró arreglarlo. Desde entonces ha funcionado perfecto!

¿En qué situación os han sorprendido los peques por su positiva reacción a la situación?

Bueno, desde que salimos me he sorprendido con los peques. Creo que como adultos siempre pensamos lo peor y nos esperamos que los niños no van a responder muy bien a los cambios. Pues ellos me han mostrado que es completamente al contrario. Los tres se han adaptado a un espacio menor, a una rutina diferente, a todos los lugares que hemos visitado con una naturaleza como si ya lo hubiesen hecho antes. Nos hemos llenado de orgullo y placer al observar el vínculo que se viene formado entre los dos varones. Y la chiquita es increíble! La llamamos nuestra “happy camper” porque siempre esta dispuesta y con ganas de conocer todo lo nuevo. Si preguntan “a dónde vamos ahora?” Sea lo que sea que respondamos ella replica con un “Yupi!” O un “Que emoción!” siempre con una sonrisa en la cara. 

De la ruta que tenéis pensada, ¿qué lugar o experiencia ansia más cada uno de vosotros? ¿Por qué?

Lo que mas nos emocionaba al comenzar era Canada. Porque era nuestro punto mas al Norte y porque íbamos a ver a nuestros primos!

Ahora que ya vamos casi al final de nuestro camino, creo que es imposible decidir un lugar preferido… Vivimos demasiadas experiencias en demasiados lugares, cada uno con su magia particular. 

Acabáis de empezar este largo viaje, pero ya estáis en ruta, ¿lleváis más cosas de la cuenta, habéis hecho la mochila/maleta demasiado ligera o sois expertos en esto de llevar justo lo que necesitáis?

Un par de días después de arrancar me di cuenta que se me había olvidado revisar si tenía todo lo que necesitaba para la cocina. De hecho había dejado varios utensilios que creía indispensables. Con el tiempo me di cuenta que en realidad no los necesitaba.

Empacamos solo lo necesario. Suficiente ropa para cada quien y cosas de uso diario. 

Algo que me hubiese gustado traer son nuestras bicicletas. Terminamos comprando un par de bicis nuevas para los peques a mitad del camino.

Loving Road Life
Loving Road Life

¿Qué condición tiene que tener un lugar para ir con vuestros peques?

La verdad no somos muy exigentes… Nos gusta exponerlos a mucha variedad, siempre recordando que a veces para los niños los lugares y cosas más simples son lo más divertido. Un día en el parque o una montaña detrás de un paradero pueden convertirse en su actividad favorita. A veces como padres, tendemos a sobre pensar que es lo que realmente los niños disfrutan. Si nos encanta que conozcan la cultura e historia de los lugares que visitamos y la verdad es que han aprendido más que nunca en lo que llevamos de camino. 

¿Qué saben, cómo aportan o ayudan los peques en el viaje? ¿Os gustaría que fuese de otra manera?

Nuestra dinámica familiar es bien relajada. Usualmente mi esposo se encarga de la organización de destinos, aunque mira el mapa con los niños para enseñarles donde estamos y a donde vamos. Yo me encargo de la mayoría de las comidas, y a la chiquita le encanta ayudarme. Entre todos mantenemos nuestro espacio relativamente limpio y ordenado. A veces tengo que pedirle a los peques que hagan algún oficio en particular, como lavar sus platos o que ayuden a guardar las cosas de arte o juegos. Pero en general todos sabemos que se espera de cada quien y los varones  ayudan mucho a la pequeña. 

¿Qué ha sido lo más fácil y lo más difícil para cada uno? 

Lo más fácil ha sido poder desconectarnos de la tecnología y un poco del mundo exterior. Poder disfrutar de tiempo que antes no teníamos. Tomar desayuno en familia. Hacernos un té o café a nuestro gusto y sentarnos a compartirlo mientras que cantamos al son de la guitarra (muy bien tocada por mi esposo). 

Lo más difícil ha sido estar lejos de la familia y amigos, sobretodo para nuestro hijo mayor. 

¿Qué cambios deseas ver en tu familia al regreso de este viaje?

Ya vemos muchos cambios. El más obvio pero también el más hermoso ha sido la unión familiar y la unión entre hermanos. Nuestra familia se ha fortalecido a niveles de comunicación, respeto, de aprender a disfrutar las cosas más simples. 

Una frase que os inspire a seguir este viaje

La vida no se trata tanto del destino sino mucho más del camino.. Disfrútalo!

Loving Road Life
Loving Road Life

Anuncios

2 comentarios sobre “Recorramos Estados Unidos para ver a la familia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s