75 aventuras en Malaui

Malaui es ese país que a nosotros nos ha cautivado el corazón por su sencillez, su amabilidad y su inmensa belleza. Para nosotros es todo un privilegio haber disfrutado una temporada viviendo allí, y otros tantos días de vacaciones recorriendo lo que pudimos del país bajo el lema de “el cálido corazón de África“. Hay lugares que te atrapan y este, sin duda, ha sido uno de ellos. Pero además tiene aún la magia de ser un país poco turístico, especialmente si lo comparas con los que hay a su alrededor, quizá sea por haber estado tantos años entre los países más pobres del mundo. No sabes lo que te pierdes si te planteas una ruta africana y lo dejas de lado, porque realmente te sorprenderá. Por eso, y porque para nosotros siempre es un momento perfecto para hablar de Malaui, hoy te contamos 75 aventuras que no perderse en este rincón del planeta.

Safaris

Por supuesto, no puedes perderte un safari ya que estás por esta zona. En Malaui igual no son tan grandes, tan preparados ni en todos los parques tienes a todos los BIG5; pero en pocos parques podrás disfrutar del paseo en solitario, sin más masas de turistas, factores que ayudarán a tu bolsillo. Además, en la última década han hecho una gran re-ubicación de animales a algunos de estos parques para repoblar lo que un día se perdió por la mano y el arma del ser humano. Así tienes el traslado de 500 elefantes, la re-introducción de leones o de guepardos en una apuesta muy fuerte económica, por equilibrar el ecosistema de la zona y del turismo de safaris de calidad.

1) Reserva Natural de Majete

En la zona sur del país se encuentra esta reserva donde podrás encontrar los BIG5 después de la introducción de leones en 2012 como colofón final a 10 años de cuidados para convertir esta reserva en el único lugar de Malaui donde ver a los 5 grandes (león, leopardo, rinoceronte, búfalo y elefante). Cuando nosotros lo visitamos aún no habían llegado los leones, lo hicieron unos meses después. Tuvimos un excelente guía con el que intentamos seguir los pasos de los leopardos, y fue aquí nuestro primer encontronazo con los elefantes. Y aunque ahora hay más alojamiento, nosotros acampamos bajo las estrellas y la fogata que hicieron los ranger con los que compartimos cena; en nuestra propia tienda, sin lujos, muy asequible y pasamos la noche escuchando a los animales salvajes campando a sus anchas a nuestro alrededor, una experiencia fascinante.

Processed with MOLDIV
Safari a pie en la Reserva Natural de Majete

2) Reserva Pantanosa de Vwaza

No hay nada entre tú y la naturaleza. Con opción de alojarse en unas cabañas de madera muy básicas, lo mejor puede ser acampar. Un pequeño área abierta es el centro de atracción para los pocos visitantes que logran llegar a esta zona. Y desde el dinning un pantano en el que los hipopótamos aparecen como por arte de magia, los cocodrilos cohabitan con ellos, los búfalos descansan y los elefantes pasan a tu lado. Y así llegamos a nuestro encuentro más arriesgado con elefantes. Poder hacer un safari a pie es uno de los atractivos del lugar, pasear a orillas del pantano donde puedes ver relativamente cerca a los hipopótamos es fascinante, por el camino te contarán leyendas sobre árboles y estos mismos animales. Cuando cae la noche, otro espectáculo acecha. Sentir el paso de los animales por tu lado es algo realmente indescriptible.

F6771E75-A3BE-4228-BED9-67C2D9CAB51F.jpeg
Familia de hipopótamos en Vwaza Marsh, Malaui

3) Parque Nacional de Liwonde

Este parque perteneciente también a la región sur del país fue el primero en establecerse. Con varios lodge fuera de él donde alojarse, amplia tus posibilidades y baja tu presupuesto. Con el río Shire atravesándolo puedes hacer también safaris en barco, para lo que se necesita un mínimo de visitantes. Pero también lo puedes hacer a pie, como hicimos nosotros en nuestro segundo encuentro con los elefantes, dentro y en los lindes del perímetro, y cómo no, en coche. Ha reintroducido al rinoceronte negro, por lo que se ha convertido en un parque muy popular, pero además puedes encontrar hienas, leopardos y ocasionalmente algún león, por supuesto también verás, kudus, elefantes, impalas… y una gran variedad de aves. Nosotros tuvimos un poco de mala suerte y en nuestro recorrido en coche no paró de llover en plena temporada seca, así que sólo vimos muy a lo lejos una manada de elefantes, y es que el parque es inmenso, con un montón de posibilidades para recorrer.

9E9FF1BF-192D-4CC2-AFF2-AD5D216AB855.jpeg
Manada de elefantes en el Parque Nacional de Liwonde

4) Parque Nacional de Kasungu

Aunque el parque se ha venido a menos, fue nuestro colofón final en nuestra ruta por Malaui. No hicimos nada, tan sólo disfrutar de las vistas que ofrecía su alojamiento Lifupa Conservation Lodge, que además trabaja con las comunidades cercanas al parque. Poder pasarnos el día con una taza de té y unas galletas viendo los elefantes acercarse a la charca y a los hipopótamos salir de ella a respirar no tuvo precio.

9FD43A64-0EA9-4707-9A72-EA16D969A9B2.jpeg
Manada de elefantes refrescándose en el Parque Nacional de Kasungu

5) Parque Nacional de Nyika

Si quieres sorprenderte, descubre la Escocia africana. No has leído mal, no. Hasta los propios escoceses se ven sorprendidos ante este descubrimiento. El parque es tan grande que los animales están muy dispersos, pero vale la pena verlo. Puedes hacer safaris a pie, en bici o en coche.

6) Reserva Natural de Nkhotakota

Durante años olvidado, en 2016 recibió con éxito la llegada de 250 elefantes de la mano de African Parks. El terreno puede hacer algo más difícil encontrar algunos animales pero si te gustan la s aves, la pesca o la escalada este puede ser el lugar para ti.

7) Parque Nacional de Lengwe

Continuando la ruta del sur, no muy lejos de Majete, puedes encontrar este parque más árido que los anteriores. Esto es importante porque en temporada seca reúne a los animales en los pequeños espacios de agua que quedan, así que podrás disfrutar de buenos avistamientos. Los animales más comunes en este parque son los nyalas, kudus, bushbucks o impalas, aunque también hay depredadores como leopardos o hienas. Puedes realizar una excursión de un día desde Blantyre o pasar la noche en el Nyala Lodge.

8) Reserva Natural de Mwabvi

La reserva de menor tamaño de todo el país y la que más al sur está. Su acceso es muy remoto, así que tiene menos instalaciones. Sin embargo, se están creando nuevos caminos para los safaris en coche y son comunes hacerlos a pie. Si bien tiene menos instalaciones, está también más intacto y también forma parte del programa PAW de recuperación de especies de la zona.

El lago

Sin duda el mayor atractivo del país es el lago Malaui de dimensiones astronómicas, 29600 kilómetros cuadrados de superficie, que ocupa gran parte del territorio, aunque comparte parte de sus costas con Mozambique y Tanzania. Con una profundidad máxima de 706 metros y una media de casi 300, da la impresión de ser un gran mar, tiene una una gran variedad de cíclidos. Seguro que has visto a más de un cíclido en las peceras y es que muchos provienen de este lago. Y tantas cosas que puedes hacer…

9) Visita el Parque Nacional del Lago Malaui

El lugar que mejor escenifica la grandeza de este lago es este parque Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Desde esta zona protegida podrás visitar las islas de Domwe o Thumbi y descubrir los fondos marinos.

B402BAC9-5BB6-4D28-B2FD-222262821163.jpeg
Parque Nacional del Lago Malaui, Malaui

10) Kayak

Una forma de recorrer grandes zonas del lago es en kayak. Nosotros bordeamos la isla de Thombi hace unos años, una ardua tarea con una parada de descanso para comer antes de seguir de vuelta a tierra firme. Pero no es el único sitio donde practicar este deporte, incluso hay excursiones de unos cuantos días para llegar a zonas remotas en la zona norte del lago.

361F4960-2C96-4995-A985-BE1EE45C8C32.jpeg
Parada de avituallamiento en Thombi, Malaui

11) Snorkel

Por supuesto el snorkel es una actividad imprescindible, encontrarás zonas en las que no te haga falta las gafas si quiera, pues el agua es tan clara que desde la superficie se pueden apreciar claramente los cíclidos nadando.

12) Buceo

Cuidado con el buceo, porque este lago tiene mucha corriente. Su orografía de grandes piedras lisas será algo distinto si estás acostumbrado a sumergirte bajo el agua. En este caso estarás como en un gran acuario, y es así; ya te dijimos que muchos peces que acaban en las peceras del mundo son cíclidos que en gran abundancia encontrarás aquí. También puedes hacer un buceo nocturno, toda una experiencia si aún no lo has probado.

13) Luna llena

Todo un espectáculo son las excursiones para ver la luna llena. Por un lado del lago se esconde la bola de fuego que es el Sol y por el otro saldrá la luna blanca, redonda y mágica y tu estarás en una barquita, totalmente a oscuras, con muy buen rollo.

7191FD7C-027C-4A36-9493-341C63AF8FA0.jpeg
Despiediendo al sol y saludando a la luna llena en el Lago Malaui, Malaui

14) Navega en el Ilala

Este barco lleva surcando el lago desde 1951. Recorre el lago de norte a sur y llega hasta Mozambique. Esta es otra manera de conocer el país y el lago. Será como irte de crucero en un barco antiguo con toda las aventuras que puede ofrecerte el continente africano.

15) Likoma y Chizumulu

Y en tu camino en barco deberás pararte en cualquiera de estas dos islas. Likoma es la más grande y adaptada para recibir turismo, incluso con un pequeño aeropuerto para avionetas; también es más caro. Sin embargo, Chizumulu sólo tiene un lugar para hospedarse, la isla es pequeña y tranquila. Mike, podrá contarte tantas aventuras como quieras, pues él es el que se encarga de todo y lleva 19 años viviendo y gestionando el lugar.

Processed with MOLDIV
Pescadores regresando tras la jornada de pesca nocturna a Chizumulu, Malaui

16) Nada a lomos de un caballo

Una de las mejores experiencias en el lago es montar a caballo y nadar con ellos en Kande. Podrás ver los establos y lo bien cuidados que están los equinos antes de salir a pasear por el campo hasta llegar a la playa y adentrarte al agua. Después de verles retozar en la arena aprovecha y tómate un zumo fresquito y natural a pie de playa.

C4C48CB3-B536-4AE3-B2C5-37AAC47E8CEA.jpeg
Paseo a caballo por la playa de Kande, Malaui

17) El águila pescadora

Todo un espectáculo es ver como este ave rapaz planea sobre el agua y se lanza en picado hasta agarrar un pez que devorar. Así conocimos nosotros a Tony Blair y a Condoleezza Rice, así bautizaron a esta pareja de águilas en la bahía de Nkhata.

Las playas

En un lago de tales dimensiones hay playas a montones. Y cada una es diferente. Motivo por el que pasar un rato en la arena.

18) Kande

Quizás porque no la esperaba, la playa de Kande es espectacular, de arena blanca y fina, kilométrica y con una isla en frente. La sensación de estar en mar abierto es aún más grande en estas circunstancias. Cuando la visitamos, apenas unos niños jugaban por la tarde en ella. Como ya hemos dicho, una de las grandes ventajas de Malaui es que no hay muchos turistas, si te gustan las playas desérticas esta es una gran oportunidad.

9EFE6371-84FC-4A3C-8DAF-C93C196D71BB.jpeg
Playa de Kande, Malaui

19) Nkhata Bay

La playa de Nkhata Bay no es tan espectacular como la anterior, pero tiene mucha vida. Sólo tienes que comprobarlo un domingo por la tarde. Música, fotografía, juegos y alcohol llenan la playa hasta altas horas de la madrugada.

20) Cape Maclear

Dentro de la zona protegida del Parque Nacional del Lago Malaui está Cape Maclear, con una línea de lodges a pie de playa. De más o menos lujo, al final todos acaban en esa arena con vistas al lago. Esta playa es larga y ancha, y probablemente no haya muchos bañistas a tu alrededor, aprovecha esta oportunidad. En tu paseo por la arena también encontrarás muchos vendedores del pueblo, y esto puede ser un poco agobiante.

21) Chintheche

Muy parecida a Kande, esta playa quita el hipo y te permite disfrutar de sus calmadas aguas. Aquí el lujo está a la orden del día, ¡y cómo no! No puedes estar en muchos lugares mejores que este.

22) Senga Bay

Con algo más de oleaje, podrás disfrutar de más que playa, pues esta zona es perfecta para visitar algunas de las misiones y registros culturales más interesantes del país. Esta es la última playa que te recomendamos, no porque no haya más, muchas más, sino porque hay que poner un número concreto y cinco playas son suficientes para empezar.

Las puestas de sol

Para nosotros no hay mejor puesta de sol que las africanas. Y estamos dispuestos a confirmarlo, o a refutarlo si fuera necesario, viendo tantos atardeceres y desde tantos lugares como nos sea posible.

23) Cape Maclear

Dicen que no hay mejor atardecer en Malaui que desde Cape Maclear. El sol se esconde tras la isla de Domwe mientras los pescadores regresan en sus barcas tras un día de pesca crea una estampa envidiable.

949E9821-4E50-475F-B195-358D0E0597BA.jpeg
Puesta de sol en Cape Maclear, Malaui

24) Nkhata Bay

Desde las rocas, con un zumo natural el espectáculo te espera. El sol desciende para esconderse tras el horizonte y a medida que lo hace, parece más y más rojo. El brillo reflejo sobre el lago se mantendrá unos minutos después de que el astro rey haya desaparecido, pero la sensación de plenitud no se marchará de tu lado.

9933676D-E0EC-4F03-AE6A-BF16625096BA.jpeg
Puesta de sol desde mi habitación en Mayoka Village, Nkhata Bay, Malaui

25) Reserva del Pantano de Vwaza

Otra vez nos centramos en este lugar. Mientras estás sentado en la zona abierta en la que en breve vas a cenar, podrás ver una puesta de sol totalmente libre de contaminación. A tu derecha, detrás del último árbol se esconderá poco a poco ese sol que ahora es rojo. Pero antes ya podrás ver la preparación de los animales para el final del día. Los monos se acercan al pantano a comer y beber, los hipopótamos empiezan a salir del agua después de haber pasado todo el día a remojo, y si tienes suerte volverás a ver elefantes.

4CC1BD96-FE73-4909-AF3A-B55082F66663.jpeg
Puesta de sol en Vwaza Marsh, Malaui

Los amaneceres

26) Butterfly Space

Madrugar puede ser más fácil si lo que vas a ver es tan espectacular como esto. A los pies del bar está el embarcadero donde sentarte con una mantita a esperar a que salga el sol. Aquí volverán a aparecer pescadores que han faenado durante toda la noche y que ahora regresan a sus casas.

27) Bushman’s Baobab

Nos encantan los safaris, y asomar la cabeza de la tienda de campaña para ver salir el sol es algo difícil de superar. La naturaleza que te rodea, los sonidos y la luz es algo que no puedes perderte.

28) Campos de té

A los pies del Monte Mulanje hay unos campos de té que se pueden ver perfectamente por la carretera. Ver amanecer tras la montaña mientras están en plena recogida de las hojas de té es precioso.

832746B3-E1E2-46F9-BB3C-91D8AAFAA9FB.jpeg
Amanecer en los campos de té, Malaui

29) Monte Mulanje

Y si en lugar de estar a los pies, están en la cima de la montaña más alta del país, con 3002 metros, solo puedes imaginar todo lo que puedes llegar a sentir al ver amanecer.

30) Chizumulu

Desde las islas del lago el espectáculo del astro saliente no tiene nombre, aquí el silencio, la soledad, la inmensidad del lago y la luz son dignos de ver.

31) Njaya lodge

Desde una posición aún más privilegiada si cabe, desde la terraza de este lujoso lodge, podrás ver el sol aparecer tras el lago en Nkhata Bay.

Los lodge

32) Mayoka Village

Un lugar en el que perderse, en nuestra primera visita paramos para un día y acabamos cinco. En la segunda visita este fue mi hogar. De ambiente relajado y familiar, el Mayoka ofrece un lugar de descanso y aventura, una comida deliciosa y un montón de actividades con unas vistas de lujo.

Processed with MOLDIV
Vistas desde el restaurante de Mayoka Village, Malaui

33) Butterfly Space

Al lado del Mayoka se encuentra el Butterfly, en un ambiente muy similar. Con muchos voluntarios participando en los diferentes proyectos que desde el lodge tienen, las conexiones tienden a ser más a largo plazo. Una mesa principal que te reúne realmente como una familia.

34) Lifupa Lodge

Con un ambiente totalmente distinto y más lujoso, podemos encontrar el Lifupa Lodge en el Parque Nacional de Kasungu. El restaurante con vistas al lago, al igual que su área de descanso, te permite pasar los días observando los elefantes e hipopótamos que se arremolinan cerca del agua.

12C40A74-7D80-4046-8FAB-AB53A0F3DB0E.jpeg
Zona de descanso y habitaciones al fondo en Lifupa Lodge, Malaui

35) Chintheche inn

Volvemos al lujo, pero esta vez pegados al lago, con esas playas de arena dorada y ese agua cristalina y dulce. Nos encanta.

36) Kande Horse

Totalmente distinto a lo que has visto hasta ahora. Este lodge es un gran establo te hace sentir como en el campo. Oír a los caballos relinchar, la arquitectura de la propia casa… es tan distinto que vale la pena visitarlo u hospedarse.

37) Nyala Lodge

Y volvemos a un lodge anclado en uno de esos tantos parques que Malaui ofrece. A nosotros nos encanta este tipo de lugares, porque la tranquilidad que ofrece y las sensaciones que produce al llegar la noche nos produce unas emociones que hacía mucho que no habíamos experimentado: volvemos a ser peques yendo por primera vez de campamento o a casa de amigos del cole ¡estas en una nube!

40) Njala Lodge

Lujo, sofisticación y estética son las palabras clave de este lugar poco frecuentado. En la cima de la montaña donde puedes descender hasta la playa. Un lugar que por su tranquilidad parece que el tiempo se pare.

Processed with MOLDIV
Njala Lodge, Malaui

41) Mvuu Camp

En el Parque Nacional de Liwonde se encuentra este lodge de lujo, junto a un santuario de hipopótamos. Ya nos hubiera gustado quedarnos aquí, pero el presupuesto no nos daba para tanto, pero el lugar es idílico.

42) Mufasa Eco Lodge

Si te gustó el ambiente del Mayoka o del Butterfly, este lodge aventurero también es perfecto para ti en la zona sur del lago. En pleno Monkey Bay justo antes de ingresar en el Parque Nacional del Lago Malaui.

43) Mushroom Farm

Y en la misma línea, en la cima de una montaña, sin acceso al lago, está Mushroom Farm. Todas las personas que nos encontramos que habían estado allí, no quería salir, ¿no es esa una buena señal para ir?

La cultura

Pero también puedes disfrutar de la cultura en este maravilloso país que vivió episodios de importantes descubrimientos principalmente por D. Livingstone, alguna de las más destacadas son estas.

44) Chongoni Rock Art

Visitamos Chongoni Rock Arts, una zona de arte rupestre que se mantiene en la zona de Dezda. El área de Dezda no ofrece mucho más que sus bosques y estas pinturas además de unas vistas espectaculares.

C9E66EAF-E5C5-4DC2-8E79-E42006E7EA76.jpeg
Montañas de Chongoni, Malaui

45) Livingstonia Mission

Nos vamos al norte, a la zona de Rumphi y aquí encontramos este museo establecido en el edificio construido en 1894. Se encuentra a 900 metros de altitud y desde allí las vistas del lago y de Tanzania son espectaculares.

46) Mua Mission

Este centro está muy enfocado a la artesanía tallada en madera y son muy afamados. Si quieres comprar alguna pieza tallada de calidad, éste es el lugar.

47) Lake of Stars

El festival musical al que ir en Malaui. Se realiza junto al lago pero no siempre en la misma localización. Reserva el mes de septiembre porque esta es la fecha para participar en este macro concierto al que asistirán principalmente artistas africanos pero también de grupos europeos.

48) Conocer a Michael Mountain, músico

Este músico de padre malauí nacido en Zambia, regresó al lugar de nacimiento su progenitor para conocerlo bien, y allí se quedó, enamorado de esa tierra. Acude al Mayoka Village dos veces al mes para tocar su música, vender sus discos y, lo más interesante, hablar con los que quieran escucharle. Una gran persona, llena de vivencias, con los pies en la tierra y el corazón lleno. No te pierdas su música ni su persona.

49) Conocer a Gasper Nali, músico

A Gasper también lo puedes ver en el Mayoka dos veces al mes, creador de su propio instrumento, que hay que ver para entenderlo, su música es más tribal y cantada en el idioma local u oficial, realmente no lo sé (hay tantos idiomas en el país… que puede ser chichewe, chitonga, etc.)

50) Mercado de artesanía en Lilongwe

Si no llegas hasta Mua Mission también puedes comprar artesanía, más allá de los trabajos en madera tallada, en Lilongwe tienes muchas opciones de arte: pintura, telas, joyería, madera…. Lo que quieras.

51) Mercados de artesanía locales

Y por supuesto, en muchos  pueblos encontrarás mercaditos de artesanía, esto ofrece oportunidades para conversar con los artista, pregúntales sus nombres, te sorprenderán.

La comida

La comida en Malaui puede ser muy básica a base principalmente de vegetales, pero hay unos cuantos sitios y platos que no puedes perderte.

52) Nsima

La nsima es el plato tradicional y fuente de alimentación de todos en Malaui. Este plato también se come en países de alrededor con distintos nombres y está hecho a base de maíz y agua. Prácticamente insípido llena los estómagos, y como me dijo mi querida Gift un día “Puedes picotear todo lo que quieras, pero hasta que no comes nsima es como si no hubieras comido

53) Curry verde en Kaya Papaya

Que sí, que nadie se va a un pueblo “en África” a comer comida tailandesa, pero es que está muy bueno. El Kaya Papaya está en el centro de Nkhata Bay, frente a los campos de fútbol y aunque picante, está de vicio este curry, además de ser un sitio con buen ambiente y unos dueños muy amables. Si no te va el curry, prueba con cualquier otra cosa, pues todo se hace sobre la marcha y con amor.

54) Viernes de barbacoa en Mayoka Village

Ya habrás visto que somos muy fans del Mayoka Village, que fue mi casa mientras estuve como voluntaria allí. Y tanto si cocina Binwell como si lo hace Gift (no la que mencioné antes, otro) la barbacoa está de vicio. De lo mejorcito que encontrarás por ahí.

55) Pez mariposa

Muy típico, este pescado asado es uno de los platos estrella de la zona y lo tendrás del lago a la mesa.

56) Pizza en Mayoka Village

Ya lo advertimos, muy fans. Pero esta pizza en el horno con sus productos orgánicos… Eso sí, pide y reserva porque no la hacen todos los días ni tienen masa infinita.

57) Aqua Africa

Comerás relajado en un ambiente casi solitario, la comida esta buena y es sencilla con unas vistas distintas de la bahía de Nkhata Bay.

9B65EF78-64E2-4F6B-A95B-31098C83DADC.jpeg
Vistas del lago desde Aqua Africa, Malaui

La gente (58)

Como suele ocurrir, lo mejor del país es su gente. Simpáticos, amables, cariñosos, generosos, divertidos, sonrientes… De nuestras experiencias en el país solo tenemos cosas bonitas que decir de los malauíes, que después de tanto tiempo seguimos echando de menos. Te pasará a ti también, te conquistarán el corazón y será difícil no querer volver.

Otras cosas que no puedes perderte

59) Subir al Monte Mulanje

Subir al punto más alto del país tiene sus retos, pues el camino es escarpado y el calor tenaz. Para nosotros fue tarea imposible, deberíamos haber llegado más temprano para poder subir antes de que anocheciera y nuestra forma física entonces era pésima. Pero las vistas desde la cima deben de ser espectaculares y pasar una noche allí pudiendo ver el atardecer y el amanecer sobre esas montañas… Uff tenemos que intentarlo de nuevo.

60) Hospedarse en un orfanato

Tras nuestro fallido intento de llegar a Mulanje nos hospedamos en un orfanato que se encuentra a los pies del monte. Todos los niños no son huérfanos, para algunas familias es imposible cuidar de ellos al tiempo que trabajan y los peques pasan allí las mañanas, son alimentados antes de volver a casa. Cambiarás la percepción de lo que tanto has visto por la tele.

61) Ver la central hidroeléctrica

Durante nuestro safari a pie por Majete nos detuvimos a ver esta impresionante estructura en el río Shire. La caída de agua no es excesivamente alta, pero la fuerza con la que cae es brutal. De hecho, D. Livingstone tuvo que desmontar sus barcos por los que pretendía recorrer el país, subirlo por piezas y volver a montarlo para continuar su recorrido navegando.

6D72D360-9F9D-4949-91D5-4A5BE02CDE82.jpeg
Central hidroeléctrica dentro de la Reserva Natural de Majete, Malaui

62) Bañarse en la cascada camino al Monte Mulanje

Y como nuestro ascenso se truncó, nuestro guía, Christopher nos llevó hasta esta pequeña cascada donde poder darnos un remojón, el agua estaba fresca y de haber llevado la ropa adecuada no lo habríamos dudado. Puesto que no era así, paramos, nos refrescamos bien y continuamos nuestro camino. Sé avispado y no te olvides el bañador para poder zambullirte.

63) Saltar desde las rocas en Nkhata Bay

Siempre he hecho este recorrido con Gift (tampoco es ninguno de los que mencioné antes, este es otro) desde el Mayoka Village, pero también se puede hacer con Kumbu desde el Butterfly Space. El salto debe tener una altura de dos o tres metros, el agua es tan clara que las rocas del lago parecen más cerca de lo que realmente están, ver a Gift y a varios niños locales saltando al agua te animará.

64) Jugar al Bao

Este juego tradicional no sólo se practica en Malaui, otros países de alrededor también juegan. Es un juego estratégico como el ajedrez, en el que debes ir por delante de los posibles movimientos que haga tu adversario. ¿Te atreves?

65) Tararear “How big is the lake” mientras vas en canoa por el lago

Porque sí, porque la canción es muy pegadiza y la tendrás metida en la cabeza durante semanas. ¿Sabes lo grande que es el lago?

66) Montar en barca tradicional

Montar en esta barca es todo un arte, tanto que de hecho hay un reto en el Mayoka en el que si lo consigues tendrás una comida gratis.

67) Hacer SUP

Montar en SUP por el lago es muy divertido, pero ten cuidado con las olas y las corrientes. Sí, las olas y las corrientes, que este lago ya hemos dicho que se parece a un mar. Lo de tumbarte sobre la tabla a tomar el sol puede ser un error y aparecer vaya usted a saber dónde a kilómetros de distancia de donde originalmente saliste y obligar a unos amables pescadores a llevarte de vuelta a tu lodge (esto es verídico aunque no nos pasó a nosotros).

68) Colaborar con alguno de los tantos proyectos

Ya dije que fui voluntaria en el Mayoka Village, pero hay muchísimos proyectos con los que colaborar. Algunos son tan sencillos como dejar la crema solar antes de irte, pues hay algunos casos de albinismo que la necesitan y tienen pocos recursos para conseguirla. Así de fácil puede ser, aunque también puedes colaborar con los grupos de mujeres, de VIH, en escuelas, con personas con necesidades especiales, en la radio, el hospital… Durante nuestra estancia, una amiga creó un proyecto en el que se preparan cestas con lo básico para bebés que luego se convierten en cunas, y es que hay mucho que puedes hacer con muy poco.

69) Visitar aldeas de difícil acceso

Todavía existen muchas aldeas muy difíciles de acceder, algunas no tienen carretera de acceso, otras sólo puedes acceder por el lago, otras el camino es tan malo que sólo se puede ir a pie. Pero te sorprenderá lo que el malauí es capaz de hacer por tener una vida digna.

70) Jugar a algún juego tradicional

Hay muchos juegos de niños que son muy divertidos para adultos. Uno que me encanta pondrá a prueba tus habilidades físicas pero también tus estrategias. Consiste en saltar cierta distancia entre tres palos tan sólo apoyando el pie una vez en el suelo entre dichos palos. Por cada ronda, los palos exteriores se separan, obligándote a dar saltos más largos. El último que quede gana.

71) Conversar con jóvenes y mayores

Puesto que la gente es increíblemente amable esto será muy fácil. Disfruté mucho con las conversaciones sobre la iglesia, la homosexualidad o las parejas en su momento, me sorprendí y emocioné a partes iguales. O mi momento favorito del día, cuando una señora muy mayor que no hablaba inglés me enseñó a dar los buenos días.

72) Ser más rápidos que los monos

Los monos serán siempre más rápidos que nosotros. Como dejes algo de comida fuera de tu alcance… Visto y no visto, y alguien se lo andará comiendo por las copas de los árboles.

73) Acampar siempre que puedas

Malaui es un país con una naturaleza tan fascinante que acampar es fácil y divertido siempre. Casi todos los lodge tienen esta opción y amanecer mirando al lago o en pleno parque natural es una experiencia que en pocos lugares podrás disfrutar.

74) Conocer a los que se quedaron

A lo largo de tu viaje verás a muchos británicos que en los 80 y los 90 tomaron la mochila y se fueron de viaje. Malaui les atrapó por unos u otros motivos y allí se quedaron. Habla con ellos, tienen historias para todos los días.

75) Contagiarse de la buena vibra y repetir

Ciertamente, el buen ambiente, relajado y distendido que se practica en el país es lo que más engancha y lo que te hará querer repetir.

¿Se puede ir con niños?

Para muchos, el continente africano puede ser un gran NO para ir con peques. Creemos que no hay comodidades, muchas enfermedades y eso nos asusta. Pese a que todo esto ocurre en muchas zonas de máxima pobreza, lo que conocemos hasta ahora del continente es mucho más que eso. Para nosotros es un must para nuestros peques, en cuanto crezcan un poquito, pues es ciertamente una oportunidad para aprender lo más básico e importante del ser humano, o así ha sido para nosotros. ¿Cómo quitarle eso a nuestros peques?

¿Tienes ya tus planes para viajar a este paraíso? Para que un blog sobreviva necesita de ti y de mi, déjanos un comentario, comparte y ayúdanos a seguir activos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s